Resonancia magnética en Madrid

Una resonancia magnética es una prueba que obtiene imágenes de nuestro cuerpo mediante el uso de un potente imán y ondas de radio. El objetivo de dicha prueba es la obtención de imágenes relevantes para poder diagnosticar múltiples patologías o enfermedades, desde tumores, pasando por roturas de ligamentos o huesos o enfermedades del sistema nervioso central. Esta técnica de imagen puede utilizarse, y de hecho se utiliza, para la gran mayoría de partes del cuerpo, existiendo resonancias de abdomen, de tórax, cabeza, corazón, lumbar o de la pelvis.

  • ¿Cómo funciona una resonancia?

    resonancia magnetica dr ramirez

    Observará que el aparato de resonancias es un gran tubo en el que deberá introducirse. A algunos pacientes esto puede generarles una gran ansiedad. Si cree que este puede ser su caso, le recomendamos que lo comente con su médico que podrá pautarle algún medicamento a fin de poder calmar esta ansiedad.

    El aparato de resonancia magnética utiliza un enorme imán para poder generar las imágenes de su cuerpo. Este imán genera unos campos magnéticos que interactúan con los átomos de hidrógeno presentes dentro del organismo, haciendo que estos “vibren”. Cuando los átomos de hidrógeno vuelven a la normalidad, el aparato los detecta y puede determinar de qué modo se distribuyen generando las imágenes que luego los médicos tendrán que interpretar.

  • ¿Cómo es el procedimiento?

    resonancia magnetica dr. Ramirez aguilar

    Primero, antes de entrar a la sala donde se encuentra el aparato, el técnico le pedirá que se desvista, dejando únicamente aquella ropa interior que no contenga elementos metálicos. Tras ello, le proporcionará una bata o pijama libre de estos elementos para que pueda colocársela durante el examen. Tras ello es posible que deba firmar un consentimiento informado. Esto se debe a que, en ocasiones, los técnicos deberán administrarle un contraste a fin de poder observar de una manera más detallada las estructuras que desean. Esto sucede sobre todo en los casos que se explora el sistema nervioso en concreto el interior del cerebro. Este contraste puede producir alergia, de modo que si ha tenido una reacción previa anterior a este compuesto debe comunicarlo antes de la prueba. Puede sentir una leve molestia cuando le colocan la vía, sin embargo estas molestias son mínimas para la mayoría de pacientes.

    Por todo lo demás, esta prueba es totalmente indolora. Una vez pase a la sala puede notar algo de frío en ella. Si esto es algo que le incomoda puede comunicarlo al técnico que puede cubrirle con una manta que no interferirá en la obtención de resultados. La prueba se realiza tumbado en una camilla. El encargado de supervisar la misma le proporcionará, una vez tumbado, un pulsador en forma de pera, esto sirve para llamar al técnico en caso de ocurra algo inesperado durante la prueba (siente claustrofobia, se siente indispuesto…etc.)
    Esta será el momento en que le colocarán la vía con el contraste si es este es necesario. Además pueden colocarle una pantalla sobre la cabeza si la resonancia es del cerebro, esta pantalla de plástico permite que se tomen mejores imágenes. Debe cerrar los ojos y la propia camilla le introducirá dentro del tubo. Una vez dentro debe estar completamente quieto. Oirá unos fuertes ruidos, pero intente relajarse ya que estos son totalmente normales. A lo largo de la prueba el técnico se pondrá en contacto con usted para comprobar que se encuentra bien. La duración de la prueba puede variar en función de las estructuras que se quieran observar.

  • ¿La resonancia magnética tiene riesgos?

    la resonancia tiene riesgos dr ramirez

    A diferencia de otras técnicas, la resonancia magnética obtiene las imágenes sin emitir ningún tipo de radiación. Normalmente no tendrá ningún efecto secundario en esta prueba si ha seguido las indicaciones antes descritas o las de su médico al realizarse la prueba. Es posible que el contraste, como comentábamos antes, pueda producirle alergia. El contraste más utilizado es un compuesto llamado gadolinio, es muy seguro y apenas genera reacciones, pero puede ocurrir. Este es un riesgo que no puede preverse, de modo que debe presionar el pulsador en el momento en el que comience a sentirse indispuesto durante una resonancia a fin de que puedan atenderle lo antes posible. Los contrastes pueden producir patologías en personas con daños renales, de modo que su médico le preguntará antes de comenzar el examen si este es su caso. Aunque no se ha encontrado que produzca daños en los fetos, los médicos pueden valorar otros métodos de obtención de imágenes para su diagnóstico si está usted embarazada o sospecha que pueda estarlo.

  • ¿Cómo debo prepararme para una resonancia?

    hacer resonancia madrid

    Debe dejar en casa cualquier objeto metálico. Esto es especialmente importante, ya que no solo interferirán en las imágenes obtenidas sino que debemos recordar en todo momento que el aparato de resonancia es un imán gigante, de modo que atraerá estos objetos hacia él produciendo daños en el aparato o pudiendo dañarnos a nosotros. Este es el motivo por el cual debe indicar a su doctor si usted presenta en el cuerpo objetos metálicos (por ejemplo prótesis, fragmentos de baja o perdigones o si se dedica a la soldadura) o si ha sido intervenido para colocarle dentro objetos electrónicos como los marcapasos. Dentro de estos objetos se incluyen algunas prótesis dentales, de modo que debe avisar a su doctor en caso de presentar alguna. Determinados metales, como el titanio, al no tener propiedades magnéticas son aptos para este tipo de pruebas, La mayoría de prótesis que se colocan actualmente son de este material, pero aún así consulte con su médico cuando se plantee la posibilidad de hacer esta prueba pidiendo que se revise su historial.
    Si se le solicita, debe acudir en ayunas al examen, no ingerir líquidos ni sólidos durante las 6 u 8 horas previas a la prueba. Puede programarla a primera hora de la mañana para que esto sea más cómodo. Así mismo, debe acudir sin desodorante, cremas o perfumes el día de la prueba pues estos productos interfieren con las imágenes que toma el aparato. Para el caso de las resonancias de cabeza, el cuero cabelludo debe estar lavado pero solo con agua no utilizando en ese caso ni champú ni acondicionador.

¿Quieres pedir cita ahora mismo?

Reserva cita ahora mismo a través de nuestra web o si lo prefieres, llamándonos al 91 839 64 23 / 91 353 15 10.

¿Quieres conocer nuestras promociones?

Conoce todas nuestras ofertas y packs exclusivos del Dr. Ramirez en servicios de Resonancias Magnéticas.